Parece que estás en <country>

Visita el sitio de TENA España para más información.

Salud de la piel

Mujer mayor aplicándose crema hidratante: mantén la salud de la piel de tu ser querido

La salud de la piel en personas mayores

Puedes ayudar a mantener la salud de la piel de tu ser querido y a que sufra menos daños. Es posible que ya hayas encontrado una rutina diaria para el cuidado de la piel que se adapte al estado y sensibilidad de su piel. En cualquier caso, siempre es útil aprender cosas nuevas sobre el cuidado de su delicada piel.

Cómo cambia la piel

Quizá te hayas percatado de cómo ha cambiado la piel de tu ser querido a lo largo de los años. Con el paso del tiempo, nuestra piel pierde grasa de forma natural y ya no es tan suave como antes. Se vuelve más fina y frágil. Los arañazos, los cortes y los golpes tardan más en curar. 
 
Existen varios factores que pueden dañar la piel a largo plazo:
 
  • estado de salud
  • fumar 
  • sequedad en el aire
  • no beber suficiente cantidad de líquido
  • estrés
  • años de tomar el sol
  • los cambios en el estado de la piel también pueden deberse a una mala alimentación
Además, cuando envejece, la piel produce menos cantidad de sus aceites naturales protectores. Esto puede provocar arrugas, sequedad y manchas de la edad. 
 
Todos estos factores hacen que la piel de una persona mayor sea más propensa a sufrir daños. De ahí que debas proteger lo máximo posible la piel de tu ser querido frente a la incontinencia. Si no se controla, la orina o las heces pueden dañarla. Las zonas que más protección necesitan son cerca de las caderas, los genitales y entre la pelvis y el ano (piel de la zona perineal).

Proteger la piel delicada

Existe una afección cutánea frecuente que afecta a las personas mayores con incontinencia (dermatitis asociada a la incontinencia, DAI). Se denomina dermatitis perineal y produce un sarpullido bastante desagradable. Ocurre cuando la piel está demasiado expuesta a la humedad y las sustancias químicas de la orina y las heces. En consecuencia, la piel se irrita y se excoria. 
 
La buena noticia es que puedes ayudar a que tu ser querido no la sufra. O, si ya la tiene, conseguir que mejore para que se sienta mejor.

Encontrar los productos adecuados

Cuando tu ser querido se moje o se manche, asegúrate de limpiarle con un limpiador suave (no con el jabón normal, que puede causar sequedad en la piel). Aplica también una crema hidratante y un protector para la piel. La crema limpiadora 3 en 1 TENA Wash Cream cumple ambas funciones y está especialmente formulada para la piel de personas mayores que sufren incontinencia. 
 
 
Cuando tu ser querido se moje o se manche, asegúrate de limpiarle con un limpiador suave (no con el jabón normal, que puede causar sequedad en la piel). Aplica también una crema hidratante y un protector para la piel. 
Es fácil confundirse con los diferentes productos que hay disponibles. Por ejemplo, la diferencia entre una crema hidratante y una crema protectora puede ser ambigua. Visita nuestra página para el cuidado de la piel para comprender los beneficios que aporta cada producto. Luego podrás buscar los productos adecuados para las necesidades especiales de tu ser querido.

Otros consejos prácticos

Descarga nuestro PDF sobre hábitos de higiene para obtener más consejos sobre cómo cuidar la salud de las zonas íntimas (perineales) de tu ser querido.