Parece que estás en <country>

Visita el sitio de TENA España para más información.

¿Qué es una vejiga hiperactiva?

Una vejiga hiperactiva hace referencia a los problemas relacionados con la urgencia para orinar. Es necesario resaltar que esta afección no incluye las pérdidas de orina o la enuresis. Simplemente quiere decir que la persona afectada tiene la necesidad urgente de vaciar la vejiga con más frecuencia. Esta afección también recibe el nombre de vejiga irritable. 


¿Cuáles son los síntomas de una vejiga hiperactiva?

Una vejiga hiperactiva o irritable está causada por la hiperactividad del detrusor. Esto quiere decir que la vejiga intenta eliminar la orina incluso cuando no está llena. El síntoma más evidente es una frecuencia alta de micción durante el día. Según la opinión médica, lo normal es vaciar la vejiga entre cuatro y ocho veces al día. Una mayor frecuencia puede ser síntoma de una vejiga hiperactiva o irritable. Esta afección es más frecuente en personas mayores y mujeres de todas las edades. Otros síntomas incluyen no llegar a tiempo al aseo para orinar, mojar la cama e ir más veces al baño durante la noche, lo cual se denomina nicturia, y no implica la enuresis nocturna.
 
Es necesario señalar que las pérdidas de orina no son un síntoma de vejiga hiperactiva. Si se producen, lo más probable es que se trate de incontinencia de urgencia.

¿Cuáles son las causas de la vejiga hiperactiva y la incontinencia urinaria de urgencia?

El problema de la vejiga hiperactiva puede deberse a múltiples causas. Una obstrucción de la uretra puede provocar sensación de urgencia, al igual que una infección del tracto urinario causada por bacterias puede irritar la mucosa del interior de la vejiga. Puede parecer obvio, pero el origen del problema puede deberse simplemente a la ingesta excesiva de líquidos. Además, el consumo de ciertas bebidas, como las bebidas energéticas, el café u otras bebidas con altos niveles de cafeína puede resultar problemático. Una ingesta de líquidos insuficiente también puede provocar una sensación de urgencia. Evitar beber para reducir la sensación de urgencia empeora el problema ya que la orina se vuelve más concentrada y huele más, irrita el revestimiento de la vejiga y los síntomas de urgencia no desaparecen. La deshidratación también aumenta el riesgo de estreñimiento, un factor que se ha demostrado que aumenta la probabilidad de padecer incontinencia urinaria. Los cálculos vesicales también pueden provocar una vejiga hiperactiva.

Afecciones graves que pueden causar una vejiga hiperactiva e incontinencia urinaria de urgencia

La hiperactividad de la vejiga y la incontinencia urinaria de urgencia pueden ser consecuencia de una afección médica más grave. Problemas ginecológicos como el prolapso o los tumores ováricos pueden producir irritación en la vejiga y provocar la necesidad imperiosa de orinar. También puede afectar a mujeres que han sido intervenidas a causa de una incontinencia de esfuerzo. Las personas con diabetes son otro de los grupos de riesgo. La diabetes no controlada con nivel alto de azúcar en sangre (hiperglucemia) puede provocar el aumento de la sed y la producción de orina. Los hombres con problemas de agrandamiento de próstata también pueden verse afectados. Por último, las enfermedades que afectan al sistema nervioso, como la espina bífida, la esclerosis múltiple y la enfermedad de Parkinson, pueden ser posibles causas de una vejiga hiperactiva y otros síntomas urinarios.

¿Qué tratamientos hay disponibles?

Tratar una vejiga hiperactiva puede ser complicado ya que muchas veces resulta difícil identificar la causa exacta del problema. Es por eso por lo que el tratamiento suele centrarse en los síntomas que están causando mayor molestia. Como tratamiento inicial, el médico recomendará lo que se conoce como medidas conservadoras, es decir, ejercitar la vejiga, cambios en el estilo de vida y alimentación, etc. Si estás no ofrecen resultados, la medicación será el siguiente paso. Si los síntomas persisten o se agravan, las intervenciones quirúrgicas son otra opción. 
 
Si te preocupa la salud de la vejiga o sientes mayor urgencia para orinar, te recomendamos que primero te pongas en contacto con un profesional sanitario, quien podrá ofrecerte asesoramiento experto sobre la mejor opción de tratamiento.

¿Cómo puedo controlar los síntomas de una vejiga hiperactiva?

Además de buscar asesoramiento médico profesional, existen ciertas medidas que puedes adoptar para gestionar los síntomas de una vejiga hiperactiva. Si sufres goteos o pérdidas de orina, TENA dispone de una completa gama de compresas, ropa interior, protectores y otros productos para hombres y mujeres. Los productos TENA, discretos y efectivos, eliminan parte del estrés asociado a esta afección, aportándote tranquilidad y una sensación de sequedad y frescura tanto de día como de noche.